Anax

Rectitudes de un diálogo

       ¡Qué beligerancia con el que cuestiona la palabra y manipula voluntades!

Si cometo una barbarie al aducir lo retórico asumo la responsabilidad más niego en colorear alocuciones expuestas a la verborrea intransigente

¿Cuál es el parloteo del pureto?

Existe el deseo fortuito de desarrollar actividades prácticas sean ventajosas en lo personal y desventajosas a titulo político social, cualquier apariencia o referencia con la realidad resulta irrevocable al término racional, recaudar los recursos que proveen ¡Recapacitar con el enemigo resulta desfavorable! Halagar con aseveraciones lisonjeras al disertador de asechanzas aupando el benefactor acucioso desterrando los hábitos mañosos que vituperan el orden emocional.

 

Teoremas de un diálogo


          Inepto en el menester de emitir  baldones menos de bambolear con cháchara  igual a un fisgón

¡Cuán fruslería bandea lo garrafal!

Habichuela que nutre al comensal de ilación jira, sabor y ritmo mampulario igual a manare y  mandioca, ramplón soñado con delegación sofisma y hendija curtiembre.

Expongo la caratula cartera sin chanchullos ni pleitesías, caracolear la credibilidad con adalid e hilaridad

¡Qué minucia argumenta el ñangara!

Adolecido de murria jorunga como un ácrata sin entrever lo inhóspito menos escamotear el inexpugnable

¡El arte no es un enigma!

Inferir redención a la humanidad sin escatimar esfuerzos sea cual se la condición social sin delinquir lo infame más sumar denuedo despejando lo deleznable

¡Popen y calòñenme!

Versos en prosa de un diálogo

      Congraciado verso en prosa que narras descriptivamente el silencio citadino entre escenas liricas, épicas y dramáticas; realzas con anáfora el veleidoso canto que congenia ante la distinción pública y lo bregado magnificente de los juglares localizados al entorno del pueblo, específicamente por estas prestigiosas calles y avenidas de la ciudad.

Que refieres en tu menester a quienes la asigna gruta fue refugio y el melodioso eco de natura formula la compañía, llegas a tiempo que despejes la letrilla adversa para tu natal rustiquez, exorna y destina el horizonte a proseguir hacia la rampa donde se postula el descubrimiento del navegante Colón  admitiendo los hechos y sus proezas. Además reverenciar una leyenda al celaje asiduo en azul cerúleo con cual humo ávido sondeas, agregar aquí y allá la orquídea prisma, el bosquejo rotulado, la caudalosa quebrada, matices de coloridos a la espátula contrastan, entre otros. Venus dibuja sobre el panorama la beldad – luminosa constelación de Saturno y júpiter.

Refulgente la flacidez del axioma mañanero bajo el diseño colinda el arquitecto universal en nacaradas brisas deslucen la trementina chapuceada a tonalidades con dulzaino ritmo endechas de madrigal

¡Quien regodeará tu complexión!

Musa rupestre ornamenta de alcázares, rendir tributo para la escultura tras el soneto cortesano, incide el soez aroma de servil lisonjero contemplando los días y noches algarosos.

Cuando en la mocedad del ser humano, diplomado de las provincias y principados expones a la sociedad la cantata folclórica que identifica lo tradicional y místico, nadie abrumará tu periplo exuberante diosa romántica, èsta comarca de sombra mísera.

Quizás en el sueño ambicioso de tu adversario más la dignidad conjetura al virtuoso en calcular derivadas; del abismo vituperas su culto doctrinal, a donde la esbelta hidra intimida

¿Cómo recabar el ideal de la esclavitud?

La claudicada aurora de remedo y ambigüedad. Cuando la melodía campechana suene el banal idílico, visaje crisolante modera lo fasto, la interpelación usura y se despide en estela de encina, tu dócil citara de aluminio cobijada en facetas tacitas. La pradera y el rocío murmuran de la floresta coruscante, pasible fuente que disientes la emblemática gratificación fortuita del soñador que concibe ideas y las esparce a culturas civilizadas, avance por el vasto océano pacifico extendiendo los oleajes, divisas la visión ecuánime del hombre cultivando la tierra en espera de su cosecha, temperancia climática, atractivos turísticos turisteando a bordo del carretón América Bella que vitorea y pauta el programa de la ruta social “conociendo a gente de otras fronteras” auspiciado por la metáfora lubricante del emporio cristalino.

Venezuela es la patria de América, esposa virtual de Bolívar, del mar Caribe, hijo prodigo tras el seno acogedor, feraz y èxtasioso

¿Qué sorpresa nos aguarda? ¿Cuánto mide la cima del cielo? Acrisolar la bahía con la alpargata diamantina

¡Oh! Quien te interpreta don verso en prosa (según los doctos en literatura indican que no existes que son inventos desaforados) y el blanco  hálito de inspirar ofrece la doncella primaveral que fundo su reinado y mansión, si fuese de livianos enojosos, tal vez exento de margen ofrendoso laurel estampe la letra cual inserto y posó.

Tiempo absorto, cuánto añore de tu holgura estar inspirado de algún prosista, así mismo las mieses empañaron el son del Yaraví armónico, el afable suelo bucólico labrado en la cuna dadivosa presteza en salarios, de Febo encantado al hacedor de nidales mistos cuan cándida hiel, conducen los platanales y acérrimos serpentinos. La raudal poesía trémula sea el lirio suscitado y el ananás deduce lo tenue de sus arados, las variantes copias rinden al cambural, también al topocho de azuzantes telares ante el zapotillo ofrece su sombra, la amarillenta valía, un cándil tintero sobre su tierno destello renace el bananal, el trigo fragante a caraota y el café que huele acendra de sus retretes helechos manglares ejidos en baúles de frugal. 

 

Evocaciones de un diàlogo

Rejuvenezco en la metamorfosis del tiempo aunado al emblema vanguardista y exquisitez del alma que sustancia una visión paragònica desde el celaje ultramarino.

Gravidez en elocuencias para ataviar la ventura cobijada entre mis pisadas ¡Oh! Altísimo, ante tu cetro mi guirnalda de rosal y encino, adomece un candil bronceado. Aspiro la grandeza del mundo ofreciendo una moraleja aliciente dispenso el aliento.

Tenue como un alborozo solaz conspicua la  herbácea sisoña en este instante abyecto con tu  templanza zambullida de papel duecho.

 Salve con distinción al vencedor, exhorten sin cohesionar el vencido a continuar realizando sus facetas aboliendo los fracasos enfrentando lo adverso.

 

Dialogar con los lectores

 ¿Cuàl sucesor  trasmutará  el  código  cognitivo?

 Amor  por  la  patria  y  castigo  infernal  para  los  traidores  que  mancillan  el  honor   y  la  dignidad  con  acciones  vandálicas  y  litigantes  al  margen  de  la  ley. 

Odio  asiduo  para  lo  que  en  situación  de  autoridad  nacional  ceden    con  mediocridad,  demagogia,  autoritarismo,  altanería,  despotismo  y  alevosía  suspicaz,  intimidan,  usurpan  e  imparten  regalías  ,  mal  administrando  y  corrompiendo  los  bienes  pertenecientes  al  estado  ¡ Un  mandatario  no  puede  ser  autoridad    centralizando  los  poderes!  Fluyan  los  criterios  adversos ,  tal  vez  me  discriminen  y  satanicen  por  mi  condición  humana   y     expresión  popular  mas  reitero  la  verdad  por  encima  del  miedo 

¡ Ofenda  a  quien  se  sienta  ofendido!

Al  final  nadie  juega  con  la  ignorancia  menos  lo  falaz,  exhorto  que  apacigüen  conductas  cohesionantes  e  incoherentes    ni  muestren  flaqueza 

¡Rendir  pleitesías  a  la soberbia! 

Nuestro  soberano  requiere  de  magistrados ,  fiscales,  jueces,  ministros,  legisladores,  diputados  honestos  e  imparciales  que  apliquen  y  sancionen  con  la  ley  a  quien  la  trasgreda.

 ¡No  a  la  impunidad! 

¡Qué  mérito  profesa  un  cobarde  parloteando    estupideces!  ¡Basta  de  escollos    anarquizantes  republicanos!

Cuántos  quintales  soporta  el  peso  de  los tiranos  y  como  se  mantiene  equilibrio  social de  la  libertad  sin  limitar  su  concepción  ni  su  significado,  aspiro    un  destino    confortante    y digno  defendiendo  con  mi  arte    la  libertad   de  mi  patria,  emitir  el  mensaje   alusivo  sin  resquemor  ni  divergencias  que  atrofien  y confundan  a  la  sociedad.  

Dialogo objetivo

  Quien  incite  al odio  merece  ser  ignorado  y  condenado por  la  idiosincrasia popular, ningún  aspaviento alterará el  orden  público, emocional  ni confundirá    la  noción cognitiva ¡La  traición debe  ser  expatriada del  entorno soberano! Conquisten  la  fama de  hombres  nobles con  derecho  a réplica  sin  desvirtuar los  hechos  engendrados en  estampas   ceñidas al  caballete  elemental ¡Tergiversar  sobre los  vicios  solapantes!

La  justicia  es una  virtud  lo contrario  corroe  su significado  intercediendo     en los hechizos discursos  implementados  de fruición   y  obtusos, niego  en  explorar sarcásticamente  entre  las  huellas  del  usurpador, cesar  en  los labios del  veredicto  humano sin  desdeñar    al hombre  conocedor  de mundo.

Alguien merodea  con  placer los caminos  litigantes   para escapar al  castigo  rigoroso, dotado  de  talento, andaré resteado  ante el   malévolo  ardid del  ser,  tejido de  propenderante  en albedrio  del  instinto.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s